Amor y desamor

Con el título Amor y desamor. La pureza liberadora, Ediciones Rialp ha publicado este nueva obra de Guillaume Derville.

El autor lleva a cabo una reflexión positiva sobre la virtud de la castidad tan cuestionada en nuestros días, a la vista de las palabras de Jesús: “Bienaventurados los limpios de corazón, porque ellos verán a Dios”.

La pureza guarda un estrecho parentesco con el amor, y su ausencia, con el desamor. Hablar de pureza es hablar de felicidad. Contribuye al propio desarrollo y enriquece la relación. Tratar de puerza es hablar de don de sí, de equilibrio y valentía y de interacción entre persona y sociedad. Pero también de castidad conyugal, de celibato cristiano y paternidad espiritual.